Primera puesta de largo de la Guía Michelin fuera de EspañaPor primera vez, la gala de presentación de la Guía Michelin España y Portugal se realizará fuera de nuestras fronteras. Para la décima edición de esta gala se ha elegido Lisboa como sede. Así se ha anunciado oficialmente en un acto celebrado en el Ayuntamiento de la capital portuguesa en el que estuvieron presentes el ministro de Economía del país vecino, Manuel Caldeira, y el alcalde de Lisboa, Fernando Medina. Ambos resaltaron la importancia que para la gastronomía portuguesa tendrá este evento y señalaron que así se pone en valor el esfuerzo que se realiza en los últimos años en Portugal para mejorar la calidad de su gastronomía. El escenario de la gala será el Pabellón Carlos López con la presencia de los principales cocineros de ambos países. El cóctel estará a cargo de los siete restaurantes de Lisboa y alrededores que cuentan con estrella Michelin, coordinados por José Avillez, el mejor chef portugués del momento, que cuenta con dos estrellas en su restaurante Belcanto. Los restantes restaurantes son Alma, Feitoria, Eleven y Loco, situados en Lisboa, y Fortaleza do Guincho, de Cascais, y Lab de Sergi Arola, en el hotel Penha Longa de Sintra. Tal vez la nueva edición de la guía pueda ser la antesala para que Portugal se alce por fin con un establecimento acreedor a la máxima categoría: tres estrellas. Mientras tanto, acumula cinco restaurantes con dos entorchados: Il Gallo d’Oro (Funchal, Madeira), Vila Joya (Albufeira), The Yeatman (Oporto), Ocean (Porches, Algarve) y el citado Belcanto (Lisboa). «Había candidaturas muy sólidas para albergar la presentación en noviembre, tanto en España como en Portugal, signo inequívoco de que la gastronomía tiene cada día más peso en el turismo y la imagen de una región o un país», apunta un portavoz de la influyente publicación. Una vez que los beneficios eurovisivos se dejaron sentir con claridad en la desembocadura del río Tajo, la segunda parte del año verá como se vuelcan los esfuerzos en esta nueva apuesta. Así, el ministro portugués de Economía, Manuel Caldeira Cabral, ratificó que la organización de la gala Michelin solo traerá ventajas en su décimo aniversario, por lo que será un «honor» para Portugal dar la bienvenida a la élite gastronómica, según dijo. «Se trata de una inversión más para Lisboa, una inversión de muchas personas que van a estar aquí y van a generar un gran retorno para la economía de la ciudad y del país», añadió Caldeira Cabral antes de puntualizar: «Se han hecho realidad numerosos apoyos, pero debo decir que son apoyos limitados». Las nueves ediciones anteriores de la gala tuvieron como sedes Madrid (en dos ocasiones), Barcelona, Bilbao, San Sebastián, Santiago de Compostela, Marbella, Gerona y Tenerife.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.